Soy un obsesivo con los wallpapers, todos los domingos lo cambio. Pero no es algo tan fácil, ya que con el timpo me he vuelto exigente. Supongo que hay varios como yo, así que he decidido cooperar con los que tengan la misma manía.